Para leer escuchando …       Sólo cuatro ó cinco segundos… Eso es lo que yo necesité para rendirme ante la sencillez, accesibilidad y amabilidad de nuestro anfitrión … Hace unos días tuvimos la enorme fortuna de asistir junto

Leer más…